MENU CLOSE

Editorial

Tempus fugit, escribió el poeta latino Virgilio hace más de veinte siglos. Paradójicamente, su aseveración “el tiempo vuela” fue tan fuerte que ha durado hasta el día de hoy. Pero el tiempo no vuela: Nosotros somos los que volamos, ¡el tiempo se queda!

Hace tres años, me presenté ante la Asamblea General de ASI para pedir su apoyo para convertirme en su presidente, junto con un equipo que combinaba entusiasmo y experiencia en la misión de ser el camio que todos queríamos ver en nuestra profesión. Parece que fue ayer, pero mucho ha sucedido desde entonces. No siempre ha sido fácil, tuvimos una serie de objetivos ambiciosos y una agenda realmente apretada. El camino no ha sido – y no está – excento de dificultades, y la pandemia de este año ha desbloqueado toda una serie nueva de retos tanto para ASI como para su comunidad de miembros alrededor del mundo.

Las promesas que hicimos en 2017, sin embargo, han sido cumplidas en la mayor medida de nuestras capacidades, y hoy nuestra querida Association de la Sommellerie Internationale sigue creciendo, con más miembros completos y observantes agregándose en las próximas semanas. Presume de una sólida situación financiera al largo plazo, se está volviendo cada día más relevante en el mundo del vino y la gastronomía, y continúa trabajando intensamente para ser cada vez más inclusiva, moderna, inteligente, transparente, contemporánea, estratégica, profesional y global.

Dicen que un clásico es “un ejemplo destacable de un estilo en particular; algo de valor durable o con calidad que va más allá del tiempo; de la mejor o mayor calidad, clase o rango – algo que ejemplifica su clase” Aún es temprano para saber si ASI durará tanto como la literatura romana, pero sus cimientos para continuar creciendo y promoviendo la sommellerie alrededor por otros cincuenta años seguirán siendo construidos.

¡Salud!

Andrés Rosberg, Presidente de ASI

English Français Español